sábado , febrero 27 2021
Inicio / Deportes / De entrenador en la Liga Regional Riotercerense a Colombia: La historia de Juan Manuel López

De entrenador en la Liga Regional Riotercerense a Colombia: La historia de Juan Manuel López

POR FABRICIO FAVOT / FÚTBOL INTERNACIONAL / El DT oriundo de Río Tercero forma parte del cuerpo técnico de Alberto Suárez en Jaguares en Colombia. Juan Manuel López es un joven soñador que “arrancó desde cero” y de a poco va cumpliendo sus metas dentro del fútbol.

 

PUBLICIDAD

 

En la Liga Regional fue director técnico de Vecinos Unidos, Independiente Río Tercero, Agrario, Sportivo Belgrano de Almafuerte. Mas tarde, pasó por San Felipe, equipo de la segunda división del fútbol chileno, y por cuestiones “de papeles” retornó a Argentina, a su Río Tercero natal.

 

 

Hasta que un llamado telefónico fue suficiente para cambiarle la vida a Manolo. Manolo es Juan Manuel López, un joven director técnico oriundo de Río Tercero que cumple sus sueños.

Actualmente se encuentra en la ciudad de Montería, donde se desempeña como ayudante de campo de Alberto Suárez en el equipo de primera división de Jaguares, que milita en la máxima categoría del fútbol colombiano, además de ocupar el puesto de Secretario Deportivo del club, donde es el encargado de la evaluación de posibles refuerzos y todo lo relacionado con la proyección del club.

 

 

Juan Cruz Real, exjugador profesional, fue quien se contactó con Manolo para involucrarlo en su proyecto. El jefe de divisiones inferiores de San Felipe, donde estaba trabajando, me contacta con Juan Cruz Real, nos conocimos y me invitó a participar del proyecto en Jaguares, cuenta Manolo sobre sus inicios en el club cafetero.

López desembarcó en Jaguares en octubre de 2019 en un contexto para nada alentador. “Llegamos con el objetivo de salvarlo del descenso. Jaguares estaba muy complicado. Nos quedaban 6 partidos en 28 días, ganamos 2 perdimos 4 y nos salvamos en la última fecha en un partido directo contra Deportivo Huila. Le ganamos 1 a 0 y nos salvamos”. El panorama cambió para Manolo y compañía y firmaron la continuidad al frente del conjunto de Jaguares.

_____

Si bien el equipo mantuvo la categoría, el 2020 lo encontró en zona de descenso. “Jugamos con América de Cali, último campeón, Nacional, Millonarios, tuvimos muchos partidos bravos. La realidad es que sumamos puntos contra los grandes y perdimos contra los equipos más chicos”.

De todas maneras, el jueves se confirmó que no habrá descensos en el torneo colombiano, lo que significó un gran alivio para el riotercerense. “Hasta fin de año me voy a ahorrar el dolor de cabeza del descenso”, se ríe Manolo.

____

 

 

Rumbos distintos

La realidad es que hoy Juan Cruz Real no forma parte de Jaguares y fue presentado hace ya unos días en América de Cali.

En ese contexto y pese a que pudo pasar a uno de los clubes más grandes de Colombia, Manolo decidió seguir su camino. Tuvimos algunos idas y vueltas y yo no termine siendo de la partida del cuerpo técnico hacia América de Cali porque tuve el ofrecimiento de Jaguares y hoy soy ayudante de campo de Alberto Suárez, el nuevo DT.»

 

 

____

«Mis objetivos iban por un lado, los de Juan Cruz por otro y sentía que por mi carrera profesional era mejor quedarme acá.

Cada uno siguió su camino en muy buenos términos. Sentía que en Jaguares iba a tener trabajo seguro y se me iba a América, por ahí en cuatro partidos podía dejarme sin nada ya que fue muy resistido (en referencia a Real), tanto por la prensa como por los hinchas, su nombramiento como entrenador.»

___

«Si tiene tres partidos malos la gente se lo va a comer. La vara es muy alta y la realidad es que es un equipo que, si bien tiene potencial, se desfortaleció. Puse cosas en la balanza y entendía que era mejor quedarme acá, esperar algunas cosas con otros clubes o ver la posibilidad de iniciar mi carrera como DT principal en Jaguares. Entendí que soy joven y que tengo tiempo” reflexiona.

 

 

En el momento que Real deja Jaguares, Manolo cuenta que “no estuvo la posibilidad de quedar al frente del equipo por una cuestión de prolijidad” (él fue quien lo llevó al equipo colombiano).

No obstante, se muestra optimista con respecto al desarrollo de esa función de cara al futuro: Va a llegar y yo me siento preparado para hacerlo, no lo voy a forzar. Hoy en mi mente está asistirlo a Alberto, hacer un buen trabajo para que le vaya muy bien, se portó muy bien conmigo. En algún momento me va a tocar a mí y voy a agarrar un equipo mejor. Hay conversaciones para volver a san Felipe a fin de año. También hablé algo para ir a segunda división de Perú para ir como DT principal a un club con un proyecto serio”.

 

 

Un sueño “Monumental”

López confiesa que uno de sus grandes sueños, además de consolidarse como entrenador principal de un equipo profesional, es presenciar un partido como profesional en el Monumental. “Ojalá pueda estar sentado en la cancha de River, no desde la tribuna viéndolo, sino formando parte de lo que pasa ahí adentro. Ahí seguramente voy a tener un segundo de estupidez humana en donde voy a mirar que pasa afuera y no lo voy a poder creer, ese es el momento más vulnerable mío”.

De todas maneras, Manolo es consciente de la carrera que está desarrollando como director técnico y lo reflejó cuando visitó el Atanasio Girardot: “En un momento dado, cuando le ganamos Nacional, me paré, miré para arriba y para los costados y pensé: mirá donde estoy, es un sueño”.

Durante su estadía en Colombia Manolo fue forjando relaciones de amistad y una de ellas fue con Yulián Anchico. Cuenta que cuando tuvo coronavirus (espera el alta para retomar los entrenamientos) el ex integrante de la selección de Colombia estuvo pendiente de la situación, que, por momentos, tuvo dos o tres días complicados.

Es un tipo super profesional que jugó en el nivel más alto y tiene una valoración a nivel humano que la verdad, me siento muy cobijado. Mi lugar hoy por hoy es Colombia”.

 

 

El oriundo de Río Tercero, que dio sus primeros pasos en la dirección técnica como videoanalista y colaborador de Darío Franco en Instituto, con quien mantiene relación personal y profesional, tuvo la posibilidad de concernir con gente del ambiente del fútbol como Aldo Bobadilla, Juan Carlos Osorio, Julio Comesaña, Alexandre Guimarães; y sabe que no falta mucho tiempo para que pueda estar al frente de un equipo.

Más allá de estar cómodo en Colombia, país generoso con gente muy hospitalaria, Manolo confiesa que la familia es lo que más le afecta a nivel emocional y humano. Además, cuenta que extraña a sus amigos, la cultura y el fútbol de la Liga (dice seguirlo cuando puede).

 

 

Acerca de Justo Dagorret

Check Also

Torneo Federal de Básquetbol: Sportivo 9 de Julio debuta ante Sportivo Suardi en Santa Fe

DEPORTES / BÁSQUET / El próximo viernes el conjunto de Figueredo pone primera en el …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *