miércoles , julio 28 2021
Inicio / Editorial / El negocio eléctrico y un sistema perverso por donde se lo mire

El negocio eléctrico y un sistema perverso por donde se lo mire

Las actualizaciones de las tarifas eléctricas en toda la Argentina, trajo una vez más la inequidad manifiesta entre interior y Capital Federal, en clara referencia de lo que se paga en luz eléctrica en un lugar y otro.

Además en este análisis de desglosan varios aspectos que desnudan la carga tributaria e ítem extras, que las concesionarias, cooperativas han tomado un derecho que pareciera que les pertenece.

En esto se suma los Municipios y la Provincia, como un ítem de un aporte a Bomberos Voluntario o Lucha contra el Fuego respectivamente, o la Nación con la carga de monotributos por arriba del 21%. Estas cargas de «abusos» es la manera más rápida para recaudar dinero para las cooperativas, municipios, provincias y nación es cobrar sus “impuestos” en la boleta de energía. ¿Por qué?, sencillamente porque si no pagas te cortan el servicio vital.

Los usuarios de Córdoba, abastecidos por la empresa provincial (Epec) pagan la energía eléctrica hasta 9,5 veces más que los de la Capital Federal y el Gran Buenos Aires. Los de Santa Fe hasta ocho veces más.

 LA DISTRIBUCIÓN LA MAYOR CARGA

En la electricidad hay tres etapas: generación –operada por la Compañía Administradora del Mercado Eléctrico Mayorista (Cammesa)–, el transporte y distribución minorista.

En este último eslabón es donde se producen las distorsiones. La principal es que, mientras las compañías que prestan el servicio en la Ciudad y el Gran Buenos Aires (Edenor y Edesur) son de jurisdicción nacional, el resto (privadas o estatales) depende de las provincias. Son 57, más las cooperativas.

Pero, mientras el valor que paga el usuario no es el mismo en un lugar u otro del país, todas las distribuidoras, nacio­nales o provinciales, pagan el mismo precio por la energía consumida al Mercado Eléctrico Mayorista, administrado por Cammesa. O sea, a Epec, EPE Santa Fe, Edenor o Edesur, por nombrar algunas, les cuesta lo mismo el kilovatio consumido.

Pero, como los residentes de Capital Federal y el conurbano no pagan todo ese costo, es el Estado nacional el que lo tiene que cubrir con subsidios. Aportes que son crecientes, a medida que suben los costos y las tarifas se mantienen y que, cada vez más, se concentran en el área metropolitana.

Hay que aclarar que este subsidio a la distribución no se ve reflejado en la boleta de luz que reciben las familias, con lo cual, estas no saben que lo están obteniendo.

Por el contrario, hay otro subsidio que es similar para todo el país: el que la Nación otorga a Cammesa para compensar la diferencia entre el costo de generación y el precio (menor) al cual vende el kilovatio a las distribuidoras. Este beneficio sí se encuentra discriminado en las facturas de electricidad que pagan los usuarios.

Con esta aclaración, en la factura de una familia del Gran Buenos Aires el subsidio representa un 82 por ciento del total de la tarifa plena. Es decir, ese usuario paga sólo el 18 por ciento del total.

En cambio, para una familia cordobesa el subsidio representa el 31 por ciento del total; es decir que paga el 69 por ciento de la tarifa plena.

POR CASA

Volviendo al punto de partida a nivel local, hay que mencionar la ceguedad manifiesta del presidente de la Cooperativa de Río Tercero: Luciano Badino, sin dar explicación alguna a los usuarios. También, la supuesta y reprochable agresión a miembros de los autoconvocados. La pobre y poca participación de entidades intermedias, como el Centro Comercial y de Servicios, entre otros.

En tanto, desde el Gobierno Provincial, a través de su ministro de Gobierno Carlos Masei, llamó a una mesa de diálogo con los actores intervinientes; Ersep, cooperativas e intendentes, para intentar acercar posiciones. En tanto, cómo si se tratara de un evento boxístico el ente de intendentes radicales de la Provincia manifiestan que:

.. que haya sido el Gobernador quien celebre esta medida inconstitucional que desfinancia a los gobiernos locales de Córdoba. Justo hoy, cuando el ministro del Interior de la Nación, Rogelio Frigerio, afirmaba que la provincia de Córdoba ha aumentado el 100% de sus recursos y es necesario que también exista un federalismo equivalente para no perjudicar a los municipios y comunas de Córdoba.

Mientras que el Gobierno Nacional se relaciona institucionalmente con las provincias a través del diálogo y el consenso, el Gobierno de la Provincia toma decisiones arbitrarias, sin respetar la Constitución y con el único objetivo desfinanciar a los municipios.

 Qué dice Fedecom

En tanto, la Federación Comercial de Córdoba (Fedecom) recibió «con beneplácito la decisión tomada por el Ente Regulador de los Servicios Públicos (Ersep) de obligar a las distribuidoras del servicio eléctrico a realizar cambios en las facturas que envían a los usuarios, con el objeto de implementar un modelo de costos transparentes».

“El modelo de factura que dará las certezas señaladas, previo a su implementación, deberá ser presentado por las prestatarias ante el Ersep para su aprobación”, indicó el ente en un comunicado.

 Sólo resta decir una cosa en este tarifazo eléctrico y es la poca y nula previsión de lo que podía suceder, la insensibilidad hacia los más pobres o menos pudientes, claro abuso al consumidor, los negocios de las distribuidoras, la inequidad entre los del interior y capital, fueron algunos aspectos que se manifestaron en un acto administrativo y político.

Acerca de Redacción

Check Also

Un mal llamado pandemia que golpea a Río Tercero con 27 muertes

POR JUSTO DAGORRET / RÍO TERCERO / PANDEMIA DEL CORONAVIRUS / Solo en este artículo, …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
El Ojo Web