martes , octubre 27 2020
Inicio / Editorial / ¿Martino gobierna o descansa en su sillón?
El intendente y algunos de los funcionario en un acto por el 25 de Mayo (Foto: Twiter de Martino)

¿Martino gobierna o descansa en su sillón?

El Gobierno Municipal a través de su líder político, Alberto Martino no tiene postura política, con ningún tema nacional de actualidad. Deja a sus funcionarios al libre albedrío, su última gestión es muy cuestionada por no ponerse al frente de los problemas de la ciudad.

Demanda social, bajas de ventas de comerciantes, internas de su partido dentro del municipio, maniobras sospechosas de contratos públicos, son apenas unos de los puntos débiles que Martino tiene. La ciudad ya tuvo su propia experiencia con el ex intendente Carlos Rojo (Justicialista) donde su gueto de mesa política lo mandó a la derrota electoral y al quiebre del partido. Martino, sólo se quiere y se salva él mismo, no le interesa los problemas de la gente de Río Tercero. El claro ejemplo de esta Gestión es de llenarse de secretarios y directores que sólo hacen que el municipio tenga más intermediarios y no resuelva los problemas cotidianos.

 Desde hace mucho tiempo, el pensamiento de propios y extraños del intendente se preguntan: ¿le interesa los intereses de la ciudad o piensa en sus propios? ¿Gobierna en piloto automático o sólo pretende terminar su mandato para dedicarse a un cargo provincial?.

En el pasado cercano coqueteó con los K y ahora con Cambiemos y desde el radicalismo local, no saben la postura ante semejante duda. El radicalismo ha perdido sensibilidad social y navega en los intereses egoístas de sus dirigentes. No sólo su entorno está sospechado de maniobras corruptas, también lo salpican en forma directa sus acciones ejecutivas como es el caso de Cotreco, de Bertalot, de las dádivas de terrenos de “Ferrer”  y el caso «olvidado» de los cheques del Banco Galicia.

Ni hablar de rendir cuentas de su patrimonio personal. ¿Sus vidas han mejorado desde que están el función pública?. Evidentemente mal no les ha ido, pero deben rendir cuentas tanto el intendente como su entorno, ya que sería un acto transparente y demostrar que desde la política no se hace “dinero fácil”.

Pero nada de eso va ocurrir, porque sus principios personales y políticos cegan rendir cuentas públicas.  Hasta que los funcionarios aprendan y le exijamos que deben  rendir sus cuentas y sus actos públicos la ciudad va a crecer. En conclusión, éste es uno de los motivos porque la ciudad no crece.

 

Acerca de Justo Dagorret

Check Also

Educar es salvar vidas

POR JUSTO DAGORRET / Cuando escuchaba al Presidente Alberto Fernández hablar sobre la situación epidemiológica …

Un comentario

  1. ARIEL COSTAMAGNA

    DA MUCHO QUE DESEAR EL GOBIERNO DE martino, se preocupa por cosas que a la ciudad no le da ningun beneficio..eje…de que sirve set la cap.del deportista, de que sirve que las bandas locales toquen en bs as…porque no se preocupa por hacer un barrio en RIO TERCERO…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *